Experiencias en el marco europeo

‘Experiencias europeas de desarrollo territorial’ es el título de la mesa de debate que ha cerrado esta tarde la primera jornada del III Congreso Nacional sobre Despoblación en el Mundo Rural, que tiene lugar en Aguilar de Campoo. Nicolas Evrard, Marco Bussone e Ignacio Molina, desde Francia, Italia y España, expusieron algunas de las medidas desarrolladas para frenar la despoblación.

Evrad, secretario general de la Asociación Europea de Municipios de Montaña destacó, durante su intervención que, a pesar de que Francia no ha podido escapar del desafío demográfico, el país galo ha registrado un cambio migratorio: “el éxodo hacia la metrópolis se ha paralizado en favor de un cambio migratorio positivo para el medio rural. Las zonas rurales, que viven una nueva dinámica de desarrollo, tienen dificultades económicas; no obstante, se está invirtiendo en servicios públicos y se mantiene la cohesión territorial con políticas para cada uno de los territorios”. Evard puso de manifiesto que el medio rural galo ha conseguido “atraer a nuevas familias” desde “la revitalización rural” y gracias a medidas activas para “la creación del empleo”, como la exención de algunas tasas y las ayudas a empresas. El mayor logro, en su opinión, es que “Francia ha logrado una nueva ruralidad: los de siempre siguen viviendo en su medio y se ha integrado a los nuevos pobladores”.

Italia, que lleva años atendiendo a la despoblación, ha conseguido que este desafío esté en la agenda política. Para el presidente de la Asociación Italiana de Municipios de Montaña, Marco Bussone, es imprescindible saber qué modelo queremos: “primero —subrayó— tenemos que saber qué queremos ser y, posteriormente, definiremos qué servicios cubriremos”. Bussone compartió con los asistentes una idea para él clave: “Debemos plantear que no todos los territorios deben tener un igual sistema fiscal”.

A estas alturas, en opinión de Ignacio Molina, comisionado del Gobierno frente al Reto Demográfico, “no se puede hacer cualquier cosa y en el centro de todas las políticas deben estar las personas, que deben tener unos servicios básicos”. Además, concretó que los ciudadanos “no pueden ser discriminados por el sitio donde viven”. Molina aseguró que “cada municipio necesita una solución”. Asimismo, señaló que debemos enmarcar a la despoblación como “un proceso de desigualdad” y no “como una consecuencia de la globalización”. Desde el Comisionado se han llevado a cabo varias medidas concretas para frenar la despoblación. Medir el impacto demográfico de las leyes, cartografiar la despoblación, evaluar las propuestas que nos llegan, garantizar como derecho el acceso a la banda ancha y la puesta en marcha de un Real Decreto para fomentar el empleo y autoempleo de los jóvenes en el medio rural son “ya” medidas que se llevan a cabo.

Compartir:

Related Posts

Escribe una respuesta